Qatar prohibe la cerveza a dos días del comienzo del mundial de fútbol

Qatar prohibe la cerveza a dos días del comienzo del mundial de fútbol

Los aficionados que asistan al polémico mundial de fútbol que se celebrará en Qatar a partir de este domingo no podrán beber ni una gota de alcohol y ni siquiera de cerveza, a diferencia de lo que se conocía hasta ahora. Las autoridades del país han decidido que las únicas bebidas que estarán a la venta serán sin alcohol.

Según ha informado The New York Times la decisión que prohibe la venta de cerveza fue confirmada el viernes por un alto funcionario qatarí y responde al hecho de que el país, cuestionado por su sistemática vulneración de los derechos humanos, es una nación musulmana conservadora donde la venta de alcohol está estrictamente controlada. La determinación del país también complicará el acuerdo de patrocinio de 75 millones de dólares de la FIFA con Budweiser.

La corrupción de la FIFA, organizadora del torneo, y las miles de muertes de trabajadores explotados en la construcción de los estadios han manchado el Mundial de Qatar antes de que el balón se ponga a rodar en una monarquía absolutista regida por la 'sharía', la ley islámica que discrimina a las mujeres, penaliza a los homosexuales y mantiene vigente la pena de muerte.

Todo el mundo es bienvenido, siempre y cuando respete nuestra cultura", ha señalado recientemente el Comité Supremo de Qatar. Conscientes del carácter conservador del país, varios países –como Reino Unido– han elaborado guías de conducta para los aficionados y jugadores que vayan a ver el mundial y evitar que sus ciudadanos tengan problemas con las autoridades locales. Así, no se podrá beber alcohol en público y no está permitido llevar botellas al país.

Además, Qatar tiene una política de “tolerancia cero” contra las drogas. Las sanciones por tenencia, uso o tráfico de drogas pueden llevar a la deportación, elevadas multas y penas de cárcel.

Los aficionados o jugadores, tanto hombres como mujeres, deberán vestir de forma que se considera “recatada”. “Generalmente la gente puede llevar la ropa que quiera. Los hombros y las rodillas deben estar cubiertos para visitar lugares públicos como museos y otros edificios gubernamentales. La ropa de baño se usa normalmente en las playas y piscinas de los hoteles”, dice la página web oficial del torneo. En caso de que alguien se salte esta norma se le puede denegar la entrada. “Los visitantes pueden llevar la ropa tradicional catarí si lo desean”, dice la web.

Las relaciones entre personas del mismo sexo están prohibidas en Qatar. Khalid Salman, embajador para el Mundial, ha señalado recientemente que la homosexualidad es “un daño en la mente”.