Amazon desechó política que reclamaba la propiedad de videojuegos creados por empleados fuera del trabajo

Amazon Videojuegos

Amazon contaba hasta hace muy poco tiempo con una política que reclamaba los derechos de propiedad de cualquier juego que los empleados crearan, incluso fuera del trabajo.

La recientemente descartada norma interna, también determinaba la manera en que estos títulos debían ser distribuidos.

Amazon abandonó su cuestionada política sobre desarrollo de videojuegos

Los dardos hacia estas polémicas políticas comenzaron a apuntarse desde hace un mes, cuando James Liu, ingeniero de software, publicó un extracto de estas reglas en su cuenta de Twitter. Aunque posteriormente el contenido fue eliminado, alcanzó a estar visible el suficiente tiempo como para ser replicado en la red.

Según un informe de Bloomberg en el que se da a conocer en detalle esta situación, parte de este texto exigía que los proyectos de videojuegos creados por empleados de la compañía tendrían que usar obligatoriamente productos de Amazon, como Amazon Web Services. También, se les exigía vender sus juegos en las tiendas digitales de Amazon.  Además, por medio de esta normativa los derechos de propiedad intelectual de estos títulos pasarían a manos de la empresa mediante «una licencia libre de regalías, mundial, totalmente pagada, perpetua y transferible».

La erradicación de esta normativa se concretó el pasado jueves 12 de agosto. A través de un correo electrónico de circulación interna al que tuvo acceso la prensa, Amazon comentó que eliminó de inmediato aquellas reglas. 

Este mensaje dirigido al personal, firmado por Mike Frazzini, el jefe de Amazon Game Studios, señalaba en parte que «estas políticas se pusieron en marcha originalmente hace más de una década, cuando teníamos mucha menos información y experiencia que hoy en día, y como resultado, las políticas se escribieron de manera bastante amplia».

Además de aquella información, no se conocen más reacciones oficiales de Amazon, pues han declinado nuevos contactos con los medios para tratar este tema.

Amazon ha tenido una entrada difícil en el mundo de los videojuegos y este hecho, aunque ya fue subsanado, no deja de golpear su reputación en este campo. Su estudio de desarrollo de juegos carece de títulos destacados y según el antes citado informe de Bloomberg, algunos empleados responsabilizan de esto a la gestión de Frazzini.

Si te ha gustado el contenido Invítanos a un café. ¡Gracias por seguir leyéndonos!