ZenBook 13 OLED, experiencia de uso

ZenBook 13 OLED

Comprar un portátil de más de 1.000 euros para trabajar en el día a día es una inversión que no siempre se puede justificar para la mayoría de las personas. Es suficiente con una máquina de menos de 300 euros para navegar por Internet, usar office online y ver vídeos, aunque si necesitamos editar multimedia o ejecutar programas de render de cualquier tipo, las especificaciones, y los precios, se dispararán.

Lo mismo ocurre cuando necesitamos una pantalla de gran calidad, y ahí es donde entra la OLED.

Durante el último mes he estado probando el ZenBook 13 OLED, de ASUS, un portátil donde el protagonista es su pantalla, algo que llama la atención nada más encenderlo. Hasta 400nits de brillo y 1920X1080 de resolución.

Lo que me ha gustado del ZenBook 13 OLED

Es un ordenador extremadamente ligero y portátil, solo 1,1 kg, muy fino (13.9mm), elegante, aunque su pantalla no es gigante (algo que he echado de menos después de probar el ROG Strix SCAR 17 durante el verano).

Gran duración batería, muy poco ruido, no se calienta casi nada y tiene un buen sonido, algo que es raro en portátiles tan finos.

El touchpad también es original. Tiene un botón para ajustar luz, y es posible cambiar modos dentro del touchpad, transformándolo en numérico.

ZenBook 13 OLED

En lo que se refiere a puertos, no tiene muchos. 1 USB 3.2 tipo A, 2 Thunderbolt 4, 1 HDMI 2.0b y un lector de tarjetas micro-SD. Nada de puerto ethernet ni jack 3,5 mm.

ZenBook 13 OLED

La batería me dura unas 8 horas con trabajo normal, algo por debajo de las especificaciones (dicen hasta 13 horas), pero bastante si tenemos en cuenta la calidad de imagen de la pantalla. Se carga al la mitad en algo menos de una hora.

Sobre las videoconferencias, se agradece el sistema de cancelación de ruido que viene incluido. Debería ser obligatorio en estos tiempos que corren. Tiene una cámara de infrarrojos que reconoce el rostro e inicia la sesión, por cierto.

Otro detalle es la inclinación que ofrece cuando se abre, lo hace más práctico para los que nos pasamos horas escribiendo.

ZenBook 13 OLED

Sobre el nivel de resistencia militar… lo siento, no lo he probado. En teoría puede caerse al suelo sin romperse, pero prefiero probar eso con algo que cueste menos de 1.000 euros.

Lo que no me ha gustado del ZenBook 13 OLED

Del teclado no me ha gustado el pequeño tamaño de la tecla INTRO, aunque es algo a lo que uno acaba acostumbrándose.

Por otro lado, he notado saltos en el mouse de vez en cuando. No importa mucho con las aplicaciones con las que suelo trabajar, pero puede representar un problema en el caso de alguien que necesite una precisión enorme. Es posible que se solucione con configuración, pero yo personalmente no lo he conseguido.

Podéis ver más detalles en asus.com.

Si te ha gustado el contenido Invítanos a un café. ¡Gracias por seguir leyéndonos!
La noticia ZenBook 13 OLED, experiencia de uso fue publicada originalmente en Wwwhatsnew.com por Juan Diego Polo.